jueves, 23 de julio de 2009

Príncipe sin reino

Su vida era monótona, estaba comprometida con un príncipe, el cuál hacía tiempo que no la miraba con la mirada mágica del primer día, esa que tanto le gustaba a ella.

A ella le encantaba el campo, la brisa, los rayos del sol sobre su piel y ver como el verde de las hojas se doraba al atardecer.


Aquél día fué especial, no estaba sóla en su refugio natural. Allí aparecó él con su mirada profunda y dedicándole su sonrisa sin conocerle de nada. Se sentaba a su lado, no hacía falta nada más que unas miradas, unas sonrisas y abrir el corazón en palabras..


Era un príncipe con corazón de oro , pero sin reino. Estaba sólo y era libre como un pájaro, pero un pájaro sin nido y sin pareja para criar. Todos los días se encontraban al atardecer, había magia y ambos lo sabían, pero intentaban no rozarse siquiera porque sabían lo que podía pasar..


Y paso...Se rozaron sus manos accidentalmente y sin remedio saltó la chispa, la chispa de la pasión. Se entrelazaron formando una sóla mano, notando en ellas el latir de sus corazones. Sus miradas se cruzaron y parecía como un imán, ya que sus rostros se acercaban cada vez más y más sin remedio, hasta que sus labios chocaron en un largo y dulce beso.


Sentían calor y no era precisamente por los rayos del sol, eran sus cuerpos que ardían de pasión. Aunaron sus cuerpos, piel con piel sobre la cama de hojas , bajo el manto del cielo bailando con sus cuerpos la danza del amor, ahogando sus suspiros por no ser descubiertos.


Él lo entregó todo, lo único que tenía , su corazón y ella le entregó el suyo a cambio. Pero era un imposible, pues este principe sin reino tenia que marchar por no ser descubierto en tierra ajena.


Él fué feliz por momentos y se quedaba con eso, con el recuerdo de esos besos y ese amor. Ella le dió su medalla de oro y las pocas monedas que llevaba. Estaba preocupada por el príncipe sin reino. ¿qué sería de él? Pensaba mientras él desaparecía en el horizonte..


No lo sabía, pero estaba segura de una cosa, el recuerdo de su amor viviría en su corazón por siempre y esa llama siempre permanecería viva...

31 comentarios:

Moisés Márquez dijo...

Referente al primer párrafo ... ayer precisamente hablaba de una sensación parecida. Lo mal que sienta en algunas parejas el hecho de lo que se siente los primeros días/semanas/meses no se vuelva a sentir. Y lo malo que termina siendo para la pareja el que no se asuma como que eso es, no solo lo normal sino, lo deseable.

Besos!

Menda dijo...

Si es que pasa lo que pasa, que la vida con un príncipe debe ser de un aburrido, ofuuuuuu!! Donde se ponga un plebeyo de a pie, que se quite lo monárquico!!!!

Winnie0 dijo...

Bonita historia. Yo creo que todos deseamos muchas veces hacer nuestra vida junto a un principe sin reino. ËL que nos dá su corazón a cambio de nada....Pero no siempre llega. Casi nunca llega. Besos y feliz jueves

Winnie0 dijo...

Bonita historia. Yo creo que todos deseamos muchas veces hacer nuestra vida junto a un principe sin reino. ËL que nos dá su corazón a cambio de nada....Pero no siempre llega. Casi nunca llega. Besos y feliz jueves

Isabel dijo...

Una historia de amor con principe y todo, aunque en esta ocasión no tenga un final feliz, aunque si abierto. ¿quien sabe?, quizá vuelva un dia con reino y dispuesto a continuar su romance. Un beso

Cornelivs dijo...

Bella historia.

Besos...!

Ana dijo...

Precioso niña...
Muchos besitos wapa.

loose dijo...

Un historia muy bonita....En el fondo, tal vez todos tengamos parte de príncipes o princesas.
Besitos.

moderato_Dos_josef dijo...

Un relato que hoy me deja profundamente lleno no solo de amor sino de un romanticismo dulce y sabroso. Un abrazo!

Calvarian dijo...

Bueno el principe sin reino tuvo su momento y la princesa también claro. Bonita historia.

Besix...Calvarian, ni principe, ni reino, ni princesa, ni na de na jajaja

Ayla dijo...

Tanto llamarla, y la musa ha vuelto... yo de tí le preparía un rincón agradable para que se instale.
Me gusta verte de nuevo por aquí.

Yopopolin dijo...

la sensacion de las manos entrelazadas con la persona que amas, es de lo mejor que puede uno tener en esta vida... muy bellos versos!!!

bss!!!

Alijodos dijo...

un principe no es un principe si no tiene reino asi que habra que buscarle uno no? ay pobre principe...en fin me alegra verte por aqui.. es buena señal...

X dijo...

No estoy en absoluto de acuerdo con Moisés. Lo que cuenta puede ser (y es) lo normal, pero en absoluto es lo deseable. Y se ve reflejado en tu relato. ¿O es que ella va a volver con su príncipe monótono y pensar "sí, esto es lo que toca"? :S

Da que pensar.

Besitos.

El Ente dijo...

bella historia que deja las puertas abiertas de par en par...

besos reina!!

La sonrisa de Hiperión dijo...

Amiga, a mis es que los príncipes.... como que no, no me van ni el de las galletas. Son las princesas, y no me gustan en plan Barbys.... jajajaj

Saludos y un beso!

HADALUNA dijo...

Qué hermoso reino debía tener ese príncipe destronado, cuando estaba entre los brazos de su princesa.

Besitos con alas.

Nuria Gonzalez dijo...

Ese príncipe existe y cada uno tenemos el nuestro, unicamente debemos buscarlo y una vez hallado, saber conservarlo.

Bonita historia.
Besitos guapa.

PD. Hay un regalito para tí, aunque tal vez lo tengas, por favor tómalo, te lo entrego de corazón,

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Brindo porque no se extinga la llama del amor.
Besos.

Montse dijo...

Primero decirte que me alegro un montón de la recuperación de tu padre y de tu vuelta a la "normalidad", de corazón.

Y la historia, con lo blandita que estoy, me tiene sorbiendo la nariz, sniffff.

Besitosssss

Monotributo dijo...

me miro y puedo entender los que les pasa...un fuego interior que brota y no puedo parar de tocarme..pensar que en un solo ser (YO) recaiga toda la belleza..inteligencia....perfeccion...humildad y modestia...y para los demas NADA...que vamos hacer mas que desparramar envidia..mamucha...YO el gran inventor de los sostenes (para tus caidos gatita) y del libro gordo de petete se despide porque me estoy sonrojando de tanto talento GOLOSA

Stanley Kowalski dijo...

Hermosa historia, narrás como los dioses. Quién pudiera!!!!!!!!

BESOTES HERMOSA.

Carmen dijo...

Si llega tu príncipe azul y no tiene reino, eso es lo de menos, lo bonito es crear el tuyo propio junto a él.

No sabes cuanto me alegro que todo haya vuelto a la normalidad.

Un besito preciosa y feliz fin de semana

silvia dijo...

desde ahora un pensamiento mas.
me ha encantado leerte. ya tienes una lectora mas...

RAMPY dijo...

Una historia muy bonita, me ha hecho llorar de la emoción. Un rampybeso
Rampy

Alatriste dijo...

A mí recordar el amor me hace daño, me hace añorar demasiadas cosas y de un tiempo a esta parte, intento no pensar demasiado en estos temas. Espero que estés genial, amiga, disfrutando del verano y muy contenta. Me alegró mucho verte por la boda de mi hermano. Je, je, je. Gracias por tus cariñosas palabras. Un besazo y cuídate mucho. Hasta pronto.

beker dijo...

Un relato precioso,cargado de sensibilidad y sentimiento, un abrazo

Stanley Kowalski dijo...

Por favor, podrías pasar hoy por mi blog?

MUCHAS GRACIAS!!

Stanley Kowalski dijo...

No hay nada que agradecer, ya sabés el afecto que te tengo.


BESOTES HERMOSA Y BUENA SEMANA!!

cantares dijo...

pasa por lo de Alijodos

Alatriste dijo...

Hoy no vengo a leerte, perdóname por ello.

Hoy descubrí que una canción puede hacerte llorar, que la música te hace recordar vivencias de tu vida, las cuales, no tienen por qué ser buenas.

Así que como te considero una buena amistad, quise compartir mi herida contigo, con la esperanza de que la carga sea al fin menos pesada para mí.

Perdón por desahogarme en tu hombro, pero descubrí esta canción por casualidad y no quise sentirme solo ante ella, no quise quedarme abandonado en mi mesa del Café.

Un abrazo fuerte.

http://www.youtube.com/watch?v=6J4H_M3Mckg&feature=related

 

Designed by Simply Fabulous Blogger Templates